Feeds:
Entradas
Comentarios

View more presentations from bartu.
Anuncios

Alfabeto dactilológico

• Representación manual de los grafemas o “letras en el aire”

• Formas y movimientos manuales realizados con una mano que se corresponden con cada una de las letras del alfabeto de la modalidad escrita de una lengua oral

• Establece una relación biunívoca entre letra (grafema) y forma manual

• La dactilología es usada en las L.S. como préstamo de las lenguas orales.

Seguir leyendo »

Los Símbolos Pictográficos para la Comunicación, representan de una forma bastante clara las palabras y conceptos más habituales en la comunicación cotidiana.

Está especialmente indicado para personas que, debido a su discapacidad (Autismo, PCI, Daño Cerebral Sobrevenido,…), tienen limitadas sus competencias comunicativas: manifiestan un nivel de lenguaje simple, un vocabulario limitado y elaboran estructuras de frases muy cortas.

Además, para determinar si el sistema SPC es oportuno para un sujeto en concreto, deberemos valorar que dispone de unas mínimas habilidades:

– Deberá tener un mínimo de necesidades de comunicación (intencionalidad comunicativa).
– Dispondrá de buena agudeza visual y perceptiva.
– Manifestará unas mínimas habilidades cognitivas.

Al igual que el Sistema Bliss, los símbolos SPC viene agrupados por categorías ( Personas, Verbos, Nombres,…) y cada categoría tiene asociada un color.

Para saber más sobre el sistema SPC (en inglés), entra en la página de Mayer-Johnson

DeltaTalker es uno de los comunicadores más completos del mercado actualmente, ya que aún siendo de un tamaño bastante reducido, en su interior alberga la tecnología y las herramientas necesarias para disponer de una comunicación fluida. Estas son la síntesis de voz y la voz digitalizada, además de disponer del lenguaje Minspeak (con 128 casillas). 

Seguir leyendo »

Las personas sordas encuentran dificultades (en mayor o menor grado) en captar los mensajes orales a través de la audición, por lo que necesitan información visual que les ayude a comprender a sus interlocutores oyentes. Uno de los medios visuales más comúnmente empleados por las personas sordas en sus intercambios comunicativos es la lectura labial o labio-facial.

Cuando producimos mensajes orales, ofrecemos a nuestro interlocutor una serie de estímulos auditivos–los sonidos–pero también un conjunto de estímulos visuales –movimientos de la boca, posición de los labios e información facial–. La persona sorda que nos «escucha» está «viendo» cómo se mueve nuestra boca, la posición de dientes y lengua, la forma que adquieren los labios, etc. Está realizando lectura labial.

Sin embargo, el lenguaje oral está sólo parcialmente representado en la modalidad visual. Hay un conjunto de sonidos que no se ven; por ejemplo, la percepción visual de la palabra «gato» es muy similar a la de «ato».

Por otra parte, la «visualización» del habla está llena de ambigüedades; así, la imagen labial de la palabra «barco» es similar a la de «marco». Todo ello da lugar a un gran número de confusiones y ambigüedades del mensaje recibido con las consiguientes dificultades de interpretación correcta del mismo. En general, las investigaciones indican que un buen «labiolector» no descifra más de un 30% del mensaje.

Esta realidad ha llevado a que, a lo largo de la historia, los profesionales dedicados a la enseñanza de los alumnos sordos hayan desarrollado sistemas de ayuda a la lectura labial. Actualmente el más difundido es la Palabra Complementada (PC) o cued-speech.

Fue creada en 1967 por Cornet y se trata de un sistema que combina la lectura labiofacial con ocho configuraciones de la mano que se ejecutan en tres posiciones distintas respecto al rostro (ver figura 92). Las configuraciones manuales permiten identificar las consonantes, mientras que las vocales se corresponden con los diferentes lugares en los que son articuladas las configuraciones.

Los complementos manuales, también llamados kinemas, están desprovistos de contenido lingüístico, es decir, no tienen ningún significado al margen de la lectura labial. Es un complemento al habla y por tanto adquiere significado en combinación con ella.

Figura 92. La palabra complementada (tomado de La Palabra Complementada,

 

Seguir leyendo »

De manera general decimos que una comunicación es bimodal cuando se da un empleo simultáneo del habla junto a signos; esto es, de una modalidad oral-auditiva junto a una modalidad visual-gestual. El mensaje se expresa en dos modalidades al mismo tiempo, pero la lengua base, la que marca el orden de la frase y la que determina la sintaxis de las producciones, es la lengua oral.

Bajo la idea de la comunicación bimodal se engloban un continuo de posibilidades comunicativas en las que se emplean signos simultáneamente al habla. Se trata de acompañar con signos la producción oral.

Para más información entra en la siguiente página.

Se han editado algunos cuentos realizados en sistema bimodal, algunos de ellos los encntrarás en la página de Onda Educa.